Responsable: Ante un deseo contra una obligación

Ante el deseo humano, de querer cambiar el mundo, motivado por el mucho sufrimiento, el deseo se institucionaliza en Entidades benéficas y las tales son financiadas por el buen deseo de sus aportantes, y hasta cierto grado pareciera que el deseo cambia pero no muta, sigue siendo un deseo humano.

Vale decir que contra el deseo humano existe también la indiferencia, la tal es más “efectiva” que el deseo, algunas se justifican en la toma de malas decisiones o que siempre ésta violencia estructural nunca desaparecerá; otros en un acto ‘involuntario’ que al final es sólo pensar en el Yo, en ‘Yo Arribista’, en un culto escondido al Yo y a nadie mas.

El lado opuesto es a obligación, una obligación/ideología. Estas ideologías pueden ser filosóficas o religiosas, que en un sentido fomentan una libertad no individual sino grupal, y que al final esta liberta queda coercitiva (reprimida), y de algún modo se esta esclavo a algunas ideas de un comunismo o normas de estandarización (un capitalismo), que al final lo hacen tomar el “perfil” de una obligación.

Una obligación que se origina por ese deseo opcional de la persona, al ser opcional se vuelve muchas veces indiferencia, por la indiferencia pero mas por este tercer factor:

La obligación de una solidaridad impuesta esta el Terrorismo, sea este como movimiento independiente y que muchas veces van contra el Estado como también el Terrorismo de Estado.

Aquel terror de buscar cambios radicales o beneficios o cumplimientos de una ideología barata, de querer determinar que es moral o no según  su fundador, credo o ideología, y sólo causan daño socio educativo al individuo perjudicando a la sociedad del entorno y muy posibles a las generaciones.

Ante un deseo-humano opcional que convence la voluntad contra una obligación-ideológica que coerce la voluntad.

Ante esa obligación, que es lo mas lógico por ser racional, son cuestiones no condicionadas a algo o alguien, por ello son normas a los cuales debemos regirnos como los de esta postura asumen.

Ante ese deseo de saber lo que somos y del cómo mejorar no es necesario sólo las ideas, esas imposiciones condicionantes de cómo se rige la realidad para su mejor funcionamiento, es necesario lo sensorial y lo experimental.

Frente a estos Ante’s hay un después, que ni es lo externo o interno del ser para conocernos y conocer la realidad y al otro Yo.

Hay algo más, que es lo Transcendental, y esto es una alternativa no opuesta sino no que se fundamenta en dar la contra-corriente, sino que eta desde otra perspectiva, se sale de este sistema: Soma/pneuma, teoría/praxis, ideas/acción, abstracto/concreto (y esto a mi parecer no es síntesis hegeliana).

Lo transcendental, de cómo podemos transcender en la realidad, y esto es a través de la voluntad, cómo único medio y una voluntad que no actué en base a prejuicios sino a un conocimiento que se construye del otro desde un contacto directo con el prójimo. Ese contacto nace de una responsabilidad del otro, de cuidar no el entorno solamente sino de los que habitan en aquel entorno, y mas del entorno desfavorecido.

La responsabilidad magna es el cuidado de los demás, y de este se desprenden los demás cuidados. De qué vale cuidar la ecología cuando al hombre no lo cuidas ni lo educas, la tierra será bonita y cuidada hasta que uno este ahí, mas la idea no es duplicarnos sino cuidarnos a pesar de nuestra diferencias.

Ante un deseo o una obligación, propongo algo no ideal sino real, de una responsabilidad del prójimo, de nuestro prójimo, de nuestro otro Yo mas cercano, de ese Tú o un Yo-Para, de ese no algo sino alguien. Y dejemos de reflexionar ya del por qué de deseo o cuestionar el para qué las obligaciones, hay gente que gasta años o décadas en estas reflexiones, y eso no se desmerece, pero hay que hacer algo en el hoy.

Realizar un ‘Giro Copérnico’ no de algunas materias o asignaturas, no de algunos aspectos de una malla curricular sino de la misma educación, una educación que trascienda y deje un legado de cambiar, pero si el sujeto de la educación es el hombre por qué no interesarnos más en el individuo que vive en comunidad, y buscar de un modo equilibrar a la comunidad y/o sociedad cuidando al que más necesita.

Christian Torres

 

Anuncios

Acerca de Eleuteros

Gracias Totales.

Publicado el agosto 1, 2014 en Apologia - Paz, Biog. Christian Torres, Consejos Educativos, Humanitarismo, Justicia, Paz, Reflexiones Eleuteros, Voluntad y etiquetado en , , , , . Guarda el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: